• Ayi Turzi

¡Felices 84, Hombre Bestia!



Hoy se cumplen 84 años (según programas de mano recuperados) del estreno de "El hombre Bestia o las aventuras del Capitan Richard", primer película fantástica argentina, y su historia es muy particular.

Fue dirigida por Camilo Zaccaria Soprani, italiano nacido en 1893 y radicado en la ciudad de Rosario. Reportero del diario La Capital, es además autor de dos libros: "Cine mudo, teoría y práctica cinematográfica" (1920) y "Hollywood" (1946). Pero El hombre bestia no sería su única incursión en el cine: dirigió "La leyenda del mojón" y "Mujer, tu eres la belleza", película que, según cuenta la leyenda, revolucionó los cines locales y multiplicó exponencialmente lo invertido en ella porque incluía escenas de desnudos.



Una de las teorías sobre El hombre bestia indica que parte del material fue grabado en Rosario, pero otras escenas provenían de latas que Soprani compraba. Eso explicaría por un lado la difrerencia en la calidad de las imagenes y por otro los vaivenes insólitos de la historia.

El Capitán Richard (Saverio Yaquinto) es un piloto estadounidense que en el año 1918 sufre un aterrizaje forzoso en la jungla y, tras pasar doce años solo, se vuelve un salvaje. Un día aterriza otro piloto, a quien mata y roba su avión para volver a la civilización. Se queda sin combustible y cae en la propiedad del Dr. Marchesi (Raúl D´Angeli), un científico que venía experimentando con animales quien le proporciona un suero para curarlo (volverlo a civilizar, supongo) pero lo termina transformando en un sátiro que persigue señoritas y las secuestra escondiéndolas en una cueva. Pero claro, secuestra a la hija del Dr. Robinson (Felipe Salzinger), quien, mediante hipnosis, lo hace confesar y la rescata. La película termina con...una operación a cerebro abierto.

Completan el reparto Carmencita Quiroga como Esther, Lito Bayardo como Alberto y Elvira Ratti como Enriqueta. De todos, el más conocido era Bayardo,quien desarrolló su carrera como locutor y compositor de tangos.

La película posiblemente tenga más valor como objeto de curiosidad que como obra artística en sí. Es un híbrido entre cine mudo y sonoro, ya que cuenta tanto con intertítulos como con algunas escenas dialogadas (muy fuera de sincro). En un momento se barajó la posibilidad que haya sido estrenada en 1932, lo cual destronaría a Tango (1933) como primer película argentina sonora, pero se corroboró que la fecha de estreno en 1934 era correcta. El sonido fue grabado con le tecnología llamada Movietone, que graba el sonido en una banda paralela a la imagen , y producida por Prince FIlms.



Tiene una serie de referencias innegables, que en realidad nunca sabremos si son referencias puestas de modo deliberado o fruto de la reutilización de material de archivo: Tarzán, La isla del Dr. Moreau, El gabinete del Dr. Caligari, además de los seriales de aventuras estadounidenses que eran furor en la época.

Perdida por años, recuperada milagrosamente en soporte nitrato (inflamable a más no poder), logró pasarse a video y fue proyectada por ejemplo en el Cine Club Rosario y en el Buenos Aires Rojo Sangre. Hoy día pueden verla completa en YouTube.

"Tras los pasos del hombre bestia" es un documental de Fernando Irigaray que amplía el universo de la película, y forma parte de una producción trasmedia que incluye una página web de lo más interesante y pueden chusmear aquí.

Película sin lugar a dudas fundacional, olvidada, excluída de las cinematografías oficiales, merece ser recordada, rescatada y revalorizada.

  • Blanco Icono de Instagram